Lizbeth González

Los perdedores en Huamantla van a querer tirar la elección pero no se les va ha hacer primero porque no hay elementos y segundo porque más de 10 mil huamantlecos dijeron SI al regreso de Chava Santos, el único alcalde que logró la reelección y eso no es poca cosa.

El triunfo de Chava Santos unió a los perdedores para pretender impugnar la elección, ello sólo evidencia más su hambre de poder por el poder, además de una profunda ignorancia de la ley, pues solamente el segundo lugar lo puede hacer.

Además la impugnación también se puede promover cuando la diferencia del porcentaje entre uno y otro es menor a cinco puntos, y en este caso, según el PREP la diferencia es de más del 9 por ciento, así que ni hablar, aprendan a perder.

Mal se ven los candidatos que perdieron en las urnas, compitieron en circunstancias más que ventajosas contra Salvador Santos quien traía encima carretadas de basura, con un aparato gubernamental en contra, manejo electoral de programas a favor del candidato del oficialismo, señalamientos por actos atribuidos a su familiar y que aún no han sido comprobados y un largo etcétera, y aún así ganó la elección.

Eso no lo esperaban, azorados se reunieron los perdedores, verdes de envidia y con el orgullo maltrecho por haber sido superados por quien pensaban tenían en la lona, salen con que van a impugnar la elección, ya siéntense señores, la voluntad del pueblo se respeta y se admite la derrota.